Capítulo 2. EL artículo científico.

En el mundo de hoy una de las formas de dar a conocer los resultados de las investigaciones es escribiendo un artículo científico porque lo que se investiga y no se escribe, o se escribe y no se publica, equivale a que no se investiga, muchos se preguntan cuál es la clave para escribir un artículo científico?, la mejor manera de aprender a escribir un artículo científico es haciéndolo.

Generalmente, un artículo es rechazado para publicar cuando tiene problemas de contenido y siempre tras un éstos se encuentra un mal diseño de la investigación. Una buena investigación puede no conducir a un buen artículo si no se conoce el modo adecuado de elaborarlo y un artículo mal redactado puede dar al traste con el resultado de una buena investigación de ahí la importancia de diseñar correctamente la investigación y de redactar bien el artículo que pretende divulgar los resultados de la misma.

Según Robert Day un artículo científico es “un informe escrito y publicado que describe resultados originales de investigación...que debe ser escrito y publicado de cierta forma, definida por tres siglos de tradiciones cambiantes, práctica editorial, ética científica e influencia recíproca de los procedimientos de impresión y publicación”. El texto de un artículo científico debe estar escrito de acuerdo a las normas de la redacción científica y debe caracterizarse por la claridad y la concisión; su estructura debe seguir el formato IMRYD (introducción, métodos, resultados y discusión).

2.1 Partes del artículo científico.

Bobenrieth plantea que un artículo científico consta de las siguientes partes:

A. Partes preliminares:

•  Título

•  Autor (s)

•  Institución (s)

•  Resumen y Palabras claves

B. Partes del Cuerpo:

•  Introducción

•  Material y Métodos

•  Resultados

•  Discusión

•  Conclusión

C- Partes Finales:

•  Agradecimientos

•  Referencias Bibliográficas

•  Apéndices.

A continuación se explica cómo deben escribirse cada una de ellas.

A. Partes preliminares:

La selección del Título de un artículo científico puede hacerse antes, durante o al finalizar la redacción del artículo, y tiene por objeto:

•  Describir el contenido del artículo en forma clara y específica, exacta, breve y concisa

•  Permitir al lector identificar el tema fácilmente

•  Ayudar al bibliotecario a clasificar e indizar el material con exactitud.

Redactar correctamente el título resulta vital pues muchas veces de ello depende que el que lee se decida a consultar o no el documento que tiene ante sí, un documento puede ser muy bueno por su contenido y sin embargo poco o nunca leído si el título no es capaz de captar la atención del que lo ve, también sucede a menudo que un título mal elaborado nos hace desechar un documento con información valiosa.

Una característica que no puede faltar en un buen título es la claridad que no es más que el empleo, de una sintaxis correcta y un vocabulario al alcance de los lectores, no obstante en ocasiones se ven títulos que adolecen de ella y esto sucede porque:

•  Se usan palabras ambiguas

•  Se utiliza la jerga o jerigonza

•  Se emplean abreviaturas y siglas.

Otra característica que debe estar presente siempre en un título es la concisión que no es más que la brevedad en el modo de expresar los conceptos, es decir, la forma de expresarlos exactamente con el menor número de palabras posibles.

Hay autores que plantean la necesidad del uso de un subtítulo para precisar el contenido del documento, consideramos que si se precisa bien el título, el subtítulo no es necesario. Si fuera imprescindible el empleo de un subtítulo recuerde que la suma de ambos, título y subtítulo, no debe pasar de 15 palabras.

Los errores más frecuentes que se presentan con relación a la concisión son:

•  Títulos demasiado extensos (exceden de 15 palabras)

•  Títulos demasiado breves (telegráficos e inespecíficos)

•  Exceso de preposiciones y de artículos en el título

•  Uso innecesario de subtítulos.

A veces se presentan títulos con errores de sobrexplicación que no es más que la declaración o exposición repetitiva e inútil de un concepto, el cual se da por supuesto, por ejemplo:

•  Estudio sobre.....

•  Investigación a cerca de....

•  Informe de....

•  Contribución a.....

•  Resultados de un estudio sobre....

•  Análisis de los resultados de ....

Otro error que se observa es el de redactar los títulos de forma interrogativa, ésto no es correcto pues el título consideramos debe ser siempre una oración simple, afirmativa y no una pregunta, por ejemplo:

Incorrecto

Correcto

¿Cómo influyen diferentes factores psicosociales en el abandono precoz de la Lactancia Materna?

La influencia de diferentes factores psicosociales en el abandono precoz de la Lactancia Materna

¿Existe alguna legalidad o autonomía propia de la pedagogía?

La legalidad o autonomía propia de la pedagogía

A continuación se muestran algunos ejemplos de títulos incorrectos:

•  Mortalidad infantil en un área de salud. Algunos factores de riesgo

•  Cuba: posibilidades para el desarrollo de las fuentes renovables de energía

•  Maybel: primera variedad de tomate para uso industrial y tolerante a bajos suministros de agua obtenida en Cuba mediante la inducción de mutaciones

•  Estudio sobre el tratamiento de la HTA en ancianos

•  Vulnerabilidad de la zona costera de la provincia Villa Clara a la surgencia provocada por los ciclones tropicales. Escenario actual y perspectivo

•  Estudio del comportamiento de los factores de riesgo de la salud infantil en tres consultorios del médico de la familia del municipio de Güira de Melena

•  SIUM: Al rescate de la urgencia

•  Propuesta de una herramienta diagnóstico para evaluar la comprensión de la gestión de la información y el conocimiento en la empresa en perfeccionamiento Diseño Ciudad Habana (DCH)

•  Otitis media aguda en menores de dos años. Algunos aspectos epidemiológicos

•  Evaluación de la saturación de oxigeno por pulsioximetria en pacientes con EPOC. Estudio preliminar

•  Asma bronquial. Etiología, complicaciones y terapia en embarazadas.

Ejemplos de títulos correctos:

•  Modelo de evaluación para software que emplean indicadores métricos en la vigilancia científico-tecnológica

•  Algunos aspectos epidemiológicos de la otitis media aguda en menores de dos años

•  Nanotecnología para salvar la memoria histórica de la humanidad

•  Compuestos fenólicos presentes en las hojas de Hibiscus Sororius l.f. fracción b

•  La escritura científica: un problema de formación o de información

•  La actividad de los hongos micorrízicos arbusculares en la estructura del suelo

•  Tratamiento precoz del reflujo venoso espermático

•  El enfoque clasista y los movimientos sociales en América Latina.

•  El arte y la ciencia en la anamnesis

•  Jig de Luccía: guardián nocturno infalible en niños bruxópatas

•  Aplicación de un modelo de análisis de textos narrativos

•  Diagnóstico, valoración y tratamiento actual de la enuresis nocturna en el niño

•  Tecnologías gerenciales. Una oportunidad para los sistemas de salud.

El autor de un artículo científico es la persona que se responsabiliza con el contenido del artículo pues hace un aporte intelectual y trascendental en el estudio realizado.

Con respecto al Autor (s) se debe incluir:

•  Nombre completo (nombres y apellidos) en lugar de las iniciales, de las personas que contribuyeron materialmente a la investigación de acuerdo a la magnitud e importancia de su contribución

•  Grado científico y categoría docente o investigativa más relevante de cada autor

•  Dirección y teléfono del autor principal

•  Correo electrónico.

El orden de los autores dependerá de la decisión que de forma conjunta adopten los coautores. En todo caso, los autores deben ser capaces de explicar el trabajo.

Con relación a la Institución (s) se consignará:

•  Nombre (s) de la (s) Institución (es) o Centro (s) donde se desarrolló la investigación

•  Dirección exacta de la misma con el código postal correspondiente

Si el artículo es obra de autores de diversas instituciones, se dará lista de sus nombres con las instituciones respectivas, de modo que el lector pueda establecer fácilmente los nexos correspondientes.

En relación al Resumen, éste no es más que la exposición condensada del contenido de un documento que expone el tema, objetivos, métodos, resultados fundamentales y conclusiones del mismo, a veces incluye las recomendaciones o sugerencias y en general ayuda al que lo lee a determinar si consulta o no dicho documento. Como expresara magistralmente Robert Day es “una versión en miniatura del artículo científico”.

Esta parte del artículo tiene como objetivo:

•  Orientar al lector a identificar el contenido básico del artículo en forma rápida y exacta

•  Permite al lector decidir si le interesa leer el documento en su totalidad.

La importancia del resumen radica en que:

•  Muchos profesionales leen solamente el título y el resumen

•  La mayoría de las revistas lo presentan a continuación del nombre de los autores y junto con el título es la única parte del articulo que se incluye en los sistemas de información bibliográfica tales como Index Medicus, Excerpta Médica, Chemical Abstracts, Index Medicus Latinoamericano, Biological Abstracts, entre otros.

•  Un buen resumen puede sustituir en algunos casos la lectura del artículo original.

El contenido del resumen debe expresar en forma clara y breve:

•  Los objetivos y los alcances del estudio

•  La metodología empleada

•  Los resultados (hallazgos principales)

•  Las conclusiones (principales).

Existen varias formas de clasificar los resúmenes, las más conocidas son:

Resumen indicativo o descriptivo aquel que ofrece una descripción general y breve del documento, es decir, permite conocer de qué trata el documento. Expone el objetivo de la investigación pero no los resultados obtenidos y se caracteriza por la ausencia de datos cualitativos y cuantitativos. Su función principal es dar al usuario una base para decidir si necesita leer el documento o no. Puede incluir entre 100 y 150 palabras6. Se considera que este tipo de resumen es el ideal para los artículos de revisión o reseñas y las comunicaciones a conferencias (anexo 1).

Resumen informativo proporciona la información relevante contenida en un documento, incluyendo los propósitos, los métodos, los resultados y las conclusiones. Puede incluir entre 150 y 200 palabras cuando se trata de artículos de revistas, y de 500 palabras si se trata de tesis o monografías6 Algunos autores plantean que es el más apropiado para los artículos originales (anexo 2).

Resumen estructurado ofrece un breve sumario de cada una de las secciones principales de un documento, presenta las diferentes partes del mismo de forma explícita (introducción, métodos, resultados y discusión). Su característica fundamental es la exhaustividad, ayuda a los árbitros a emitir juicios más certeros de los artículos propuestos para su publicación y brinda mayor facilidad para la búsqueda de información sintetizada en bases de datos, publicaciones referativas y otras fuentes. Su extensión no rebasará las 250 palabras. Los aspectos fundamentales que deben considerarse al confeccionar un resumen estructurado son:

•  Objetivo de la investigación

•  Tipo de estudio

•  Variables y cómo se miden las mismas

•  Resultados valorados y cómo son valorados

•  Cómo se obtuvo la muestra

•  Según tipo de estudio: estudios experimentales – distribución de sujetos en cada grupo, estudios longitudinales – consideraciones finales, estudios con grupo control – si son apropiados los controles

•  Análisis estadístico

•  Si los resultados clínicos son socialmente significativos

•  Conclusiones sobre el problema en cuestión (anexo 3).

El estilo del resumen debe asegurar:

•  Situar la investigación en tiempo y lugar

•  Presentar resultados numéricos precisos

•  Indicar límites de validez de conclusiones

•  Excluir abreviaturas y referencias bibliográficas

•  Excluir información o conclusión que no este en el texto

•  Utilizar la forma impersonal (tercera personal)

•  Redactar en pasado, excepto frase concluyente

•  Ubicarlo entre el título y la introducción

•  Debe escribirse en un solo párrafo

•  Debe responder a las preguntas Qué?, Cómo?, Cuándo? y Dónde?.

•  Errores más frecuentes en un resumen:

•  No es inteligible por si mismo

•  No se incluyen resultados relevantes

•  Se incluye información irrelevante o conclusiones no relacionadas con el texto

•  Falta de precisión

•  Falta de concisión

•  Falta de ordenamiento.

Procedimiento para redactar un resumen:

•  leer el texto para conocer su contenido, teniendo en cuenta que la introducción y las conclusiones encierran, casi siempre, lo más importante del texto. Se recomienda leer la tabla de contenido para tener una idea general del documento

•  redactar un primer borrador , con las notas y apuntes tomados de la lectura, evitando la transcripción literal de partes del texto original

•  comenzar el resumen con una frase que contenga lo esencial del documento original, evitando repetir las mismas palabras del título

•  redactar en tercera persona y evitar frases tales como: según dice el autor, el documento concluye

•  adoptar la terminología normalizada o en su defecto la establecida

•  cuidar el estilo claro, conciso y exacto, así como la gramática.

Palabras útiles para la elaboración de resúmenes:

aborda determina informa
afirma diferencia presenta
amplía distingue propone
analiza elabora revela
comenta enfatiza resulta
compendia enumera reseña
contiene estima trata
define explica selecciona
desarrolla expone señala
describe identifica sintetiza
detalla incluye sugiere

Palabras clave: Es una propuesta de términos por los que puede ser identificado el documento que da el autor del artículo, la misma puede oscilar entre 3-10 palabras, y tiene como objetivo contribuir al proceso de indización del documento por los especialistas.

La Introducción tiene como objetivo:

•  Explicar el problema general

•  Definir el problema de investigación

•  Presentar los antecedentes que fundamentan el estudio (revisión bibliográfica)

•  Definir los objetivos del estudio.

Para definir los objetivos es necesario tener bien claro el problema a estudiar, por ello hay que:

•  Identificar el problema por observación y/o por estudio

•  Describir el origen del problema

•  Destacar la magnitud y la importancia del problema

•  Diferenciar los elementos del problema

•  Diferenciar el problema general del problema de investigación

El objetivo de la investigación debe incluirse al final de la introducción para:

•  Enunciar un resultado unívoco, claro, preciso, factible y medible que se obtendrá una vez terminado el proceso de investigación

•  Definir un estado o situación cuantificable en un lugar y tiempo determinado, que se intenta alcanzar como resultado de la investigación

•  Corresponder a una pregunta de investigación cuya respuesta constituirá la conclusión del estudio.

En esta parte del artículo, únicamente se incluirán las referencias bibliográficas estrictamente necesarias y no se incluirán datos o conclusiones del trabajo.

Los Métodos, esta sección también conocida como material y método, pacientes y métodos, diseño metodológico, sujetos y métodos, entre otros es muy importante, pues en ella se presenta la estrategia seguida durante el proceso de investigación y tiene por objeto:

•  Describir el diseño de la investigación

•  Explicar cómo se llevó a cabo la misma

•  Proporcionar información suficiente para que un lector competente pueda repetir el estudio.

Aquí es muy importante presentar la secuencia que siguió la investigación:

•  Diseño general

•  Definición de universo y muestra

•  Descripción del método

•  Definición de unidades de medida

•  Definición operacional de términos

•  Descripción de métodos para determinar validez interna y externa de la evidencia.

Al escribir esta parte debe establecerse un orden previo para ello, que puede ser el siguiente:

•  Diseño del estudio

•  Selección de sujetos

•  Asignación de sujetos a grupos de estudio

•  Intervención (tratamiento)

•  Medición de impacto

•  Métodos de análisis

•  Estadísticas utilizadas.

Es muy importante la ética de la investigación por lo que al informar sobre experimentos con seres humanos debe indicarse si se tuvo en consideración la Declaración de Helsinki, además no deben usarse datos de las historias clínicas de los pacientes.

Los errores más frecuentes que se observan en los artículos al escribir esta sección son:

•  Diseño inapropiado para el objetivo de la investigación

•  Diseño en desacuerdo con el nivel actual de conocimientos sobre el problema

•  Diseño con inconvenientes éticos

•  Muestra no representativa del universo

•  Imprecisión en la descripción de materiales

•  Imprecisión en la descripción de los métodos

•  Hipótesis mal formuladas

•  Supuestos básicos de la investigación no explícitos

•  Falta de explicación de las limitaciones del estudio

•  Inclusión de resultados

•  Falta de ordenamiento

•  Referirse a los pacientes y a los animales como material

•  Uso de los nombres comerciales de los medicamentos.

Los Resultados deben brindar detalles suficientes para permitir a otros científicos estimar la validez y exactitud de la investigación realizada, tienen como objetivo:

•  Presentar aquella información pertinente a los objetivos del estudio

•  Presentar los hallazgos en una secuencia lógica

•  Utilizar el medio más adecuado, claro y económico

•  Resumir el tratamiento estadístico de la información recolectada

•  Mencionar todos los hallazgos relevantes, incluso aquellos contrarios a la hipótesis

•  Informar con suficiente detalle como justificar las conclusiones.

Al realizar la presentación de los datos deben señalarse los datos y las ilustraciones más pertinentes al tema del artículo, los datos más representativos, en forma comprensible y evaluable, con arreglos adecuados para cada variable y con una secuencia tal que apoye lógicamente la hipótesis o responda a la pregunta de investigación. Las formas más frecuentes de presentar los datos son: texto, tablas (cuadros), gráficos e ilustraciones (fotografías, mapas, imágenes, etc.).

El número de tablas, gráficos e ilustraciones debe restringirse a los imprescindibles para explicar los resultados, no deben repetirse tablas y gráficos con los mismos resultados.

El texto constituye la principal y más eficiente forma de presentación de resultados, debe limitarse a exponer lo estrictamente necesario, utilizando una sucesión adecuada de párrafos así como de títulos y/o subtítulos solamente si son imprescindibles para agregar claridad, por tanto en el texto no deben repetirse los datos numéricos que contienen las tablas y gráficos, en el mismo deben citarse todas las tablas y figuras así como todas las referencias bibliográficas, y debe utilizarse el tiempo pasado cuidando de no repetir lo descrito en la sección de material y método.

La Discusión es la parte del artículo en la que el lector debe encontrar las respuestas claras y directas a las siguientes preguntas:

•  ¿Ayudo el estudio a resolver el problema planteado en la introducción?

•  ¿Cuál fue la contribución real?

•  ¿Qué conclusiones e implicaciones teórico - prácticas se pueden inferir del estudio?.

En esta sección deben enfatizarse los aspectos nuevos y más importantes de la investigación así como las conclusiones que se derivan de ellos. No deben repetirse los resultados.

El objetivo de esta sección es:

•  Examinar e interpretar los resultados (significado y limitación)

•  Determinar la coherencia o contracción de los datos hallados entre sí

•  Evaluar y calificar las implicaciones de los resultados, especialmente con respecto a las hipótesis originales

•  Sacar inferencias válidas de los resultados

•  Destacar cualquier consecuencia teórica de los resultados y la validez de sus conclusiones

•  Señalar las similitudes y las diferencias entre sus resultados y el trabajo de otros autores

•  Sugerir mejoramientos en su investigación

•  Proponer nuevas investigaciones.

Los errores más frecuentes que se observan al escribir esta sección son:

•  Repetir los resultados

•  No confrontar los resultados

•  Reformular los puntos ya tratados

•  Polemizar en forma trivial

•  Hacer comparaciones teóricas débiles

•  Especular sin identificarlo como tal y sin relacionarlo en forma estrecha y en forma lógica con información empírica o teórica.

Las Conclusiones deben estar en consonancia con los objetivos de la investigación, tienen como objetivo:

•  Inferir o deducir una verdad de otras que se admiten, demuestran o presuponen

•  Responder a la pregunta de investigación planteada en la introducción, así como a las interrogantes que condujeron al diseño y a la investigación

•  Muy frecuentemente la conclusión se incluye en la parte de discusión del artículo científico.

Los errores más frecuentes son:

•  No hay conclusiones

•  Las conclusiones no se justifican por cuanto no se apoyan en la evidencia de los hallazgos (resultados)

•  Las conclusiones no concuerdan con las preguntas de investigación formuladas en la introducción

Los Agradecimientos se escriben para:

•  Reconocer la cooperación de personas o instituciones que ayudaron realmente al autor en su investigación

•  Reconocer la cooperación de personas que revisaron el manuscrito del artículo

•  Reconocer la cooperación de personas que ayudaron en la redacción del artículo.

Las Referencias Bibliográficas tienen como objetivo:

Al elaborar las referencias de un documento se deben enumerar sólo las obras importantes publicadas, los documentos no publicados (trabajos de terminación de residencia, ponencias presentadas en eventos, resúmenes, etc.) si es imprescindible su mención deben aparecer a pie de página o comentados en el texto.

Los trabajos en proceso de publicación se consignarán con la aclaración “en prensa”.

Es necesario cotejar todas las referencias contra el original antes de presentar el manuscrito a publicar y verificar nuevamente en la fase de corrección de pruebas de imprenta para así evitar errores.

Los errores más frecuentes al elaborar las referencias bibliográficas son:

•  No se presentan referencias

•  Las referencias son demasiado exiguas

•  Las referencias son obsoletas y muestran desactualización del autor

•  Las referencias no están citadas en el texto o se citan equivocadamente

•  Las referencias se seleccionan sin cuidado

•  Las referencias son muy numerosas para demostrar psedo – erudición del autor

•  Se incluyen referencias no consultadas personalmente por el autor

•  Los documentos que respaldan las referencias no son accesibles al lector.

El estilo a seguir al elaborar las referencias difiere según la revista de que se trate, algunas incluyen los títulos de los artículos otras no, las hay que citan la paginación completa y otras sólo la primera página, algunas señalan el mes o meses a que corresponde ese número, etc. Aunque hay gran variedad de estilos para elaborar las referencias, la mayoría de las revistas científicas utilizan alguno de los tres sistemas generales que a continuación señalamos:

Sistema de nombre y año conocido como sistema de Harvard fue muy popular y aún hoy se usa, resulta muy cómodo para el autor pues al no numerar las referencias, estas pueden añadirse o suprimirse fácilmente, en esto radica su principal ventaja. En este sistema se citan hasta tres autores, cuando son más de tres entonces se citan los tres la primera vez y después se sustituye por “et al”.

Ejemplos:

“en el estudio realizado por Pérez y Díaz (1990) se obtuvieron...”

“Abreu, Roque y Mederos (1993) reportan resultados....”

“nuestro trabajo coincide con los planteamientos de Abreu, et al (1993)...”.

No obstante este sistema tiene como desventajas que para el lector cuando en la introducción se citan un gran número de referencias en un párrafo tiene que saltar varios renglones de referencias para reanudar el hilo del texto que lee, y para el editor mayor costo de composición e impresión tipográfica.

Sistema numérico-alfabético consiste en citar con un número las referencias de una lista en orden alfabético (modificación del sistema anterior), fácil de preparar para el autor y de usar para el lector.

Ejemplos:

“La función del seno carotídeo en la regulación de la respiración fue descubierta por Heymans (13)”

"Miranda señala que el sexo constituye, al igual que el color de la piel, un factor de riesgo no modificable (16)"

Sistema de orden de mención aquí se citan las referencias con un número según el orden en que aparecen mencionadas en el documento, este es el sistema que fue adoptado por el Comité Internacional de Editores de Revistas Médicas a partir de 1978 (conocido como normas de Vancouver).

Ejemplos:

"Dentro de las enfermedades crónicas, es la demencia un serio problema de salud. De acuerdo con estimados recientes, se calculan 24 200 000 de personas con demencia en todo el mundo, con 4 600 000 nuevos casos cada año (2)"

"En Cuba fue reportado por primera vez en un lactante con diarreas, a finales del año 1993 y en pacientes con síndrome de inmunodeficiencia adquirida (SIDA) en 1995 (3,4)."

Ejemplos de listas de referencias bibliográficas.

Sistema de nombre y año:

- Organización Mundial de la Salud. 1996. Criterios y pautas de salubridad del aire en relación con ciertos contaminantes del medio urbano. Ginebra: OMS.

- López, E.J. 1986. Prevención de la crisis de asma con ketotifeno. Alergia. 33 (3):69-73.

- Sánchez, J., H. Díaz y F. Mesa. 1993. Tratamiento quirúrgico de la fractura incompleta sin desplazamiento de Freiberg's en atletas. Rev Cubana Med 2:81-8.

Sistema numérico-alfabético:

1. López, E.J. 1986. Prevención de la crisis de asma con ketotifeno. Alergia. 33 (3):69-73.

2. Organización Mundial de la Salud. 1996. Criterios y pautas de salubridad del aire en relación con ciertos contaminantes del medio urbano. Ginebra: OMS.

3. Sánchez, J., H. Díaz y F. Mesa. 1993. Tratamiento quirúrgico de la fractura incompleta sin desplazamiento de Freiberg's en atletas. Rev Cubana Med 2:81-8.

Sistema de orden de mención:

1. Sánchez, J., H. Díaz y F. Mesa. 1993. Tratamiento quirúrgico de la fractura incompleta sin desplazamiento de Freiberg's en atletas. Rev Cubana Med 2:81-8.

2. López, E.J. 1986. Prevención de la crisis de asma con ketotifeno. Alergia. 33 (3):69-73.

3. Organización Mundial de la Salud. 1996. Criterios y pautas de salubridad del aire en relación con ciertos contaminantes del medio urbano. Ginebra: OMS.

Las normas que actualmente se usan en nuestro país por la Editorial Ciencias Médicas (ECIMED) del Ministerio de Salud Pública (MINSAP) para acotar las referencias bibliográficas de los trabajos a publicar en alguna de las revistas nacionales que ella edita (normas de Vancouver) se darán a conocer en el capítulo 3 Acotamiento de Bibliografía.

Los Apéndices se elaboran para complementar y/o ilustrar el desarrollo del tema expuesto, aquí se incluye información que por su extensión o configuración no encuadra bien dentro del cuerpo del artículo; se usan para comprobación de datos y utilidad del lector.

Para quienes publiquen en las revistas que edita la ECIMED del MINSAP los artículos originales pueden tener una extensión máxima de ocho páginas, incluidas las ilustraciones con un máximo de cuatro (tablas, figuras, gráficos, fotos, etc.), hasta seis autores y 20 referencias bibliográficas.

Cada artículo que se envíe a la editorial debe llevar en una hoja aparte los siguientes datos:

•  Título del artículo

•  Nombres y apellidos del o los autores

•  Nombre de la entidad donde trabaja (n)

•  Títulos académicos, cargos y categorías docentes y/o científicas

•  Nombre completo y dirección particular del centro laboral, teléfonos y dirección electrónica, si la tiene, del autor principal

•  Nombre de la (s) institución (s) patrocinadoras del estudio (si no es la misma que la de la afiliación del autor)

Bibliografía.

  1. Artiles Visbal L. El artículo científico. Rev Cubana Med Gen Integr 1995; 11 (4): 387-94.
  2. Bobenrieth MA, Ribbi-Jaffe A. Partes del artículo científico. Caracas: OPS/OMS, CONICIT; 1988.
  3. Comité Internacional de Directores de Revistas Médicas. Requisitos de uniformidad para manuscritos enviados a revistas biomédicas: redacción y preparación de la edición de una publicación biomédica (Internet). 2010 (citado 13 Abr 2011). Disponible en:
    http://www.sld.cu/galerias/pdf/sitios/bmn/vancouver_2010.pdf.
  4. Day RA, Gastel B. Cómo escribir y publicar trabajos científicos. 4 ed. Washington, DC: OPS; 2008 (Publicación científica y técnica; 621).
  5. Fathalla MF, Fathalla MMF. Guía práctica de investigación en salud. Washington, DC: OPS; 2008 (Publicación Científica y Técnica; 620).
  6. Instrucción metodológica No.8/90. En: Manual de normas y procedimientos del sistema nacional de información en ciencias médicas. Ciudad de La Habana: MINSAP; 1990.p.133-41.
  7. López Espinosa JA. El resumen como fuente de información y medio de comunicación. Resumed 1997; 10 (3): 136-44.
  8. Rodríguez Loeches J. El resumen (editorial). Rev Cubana Med 1994; 33 (3): 111-3.